Tuesday, 14 May 2013

Enemigos del ciclista novato. La horrible sensación de que te la vas a pegar


Para qué negarlo. Cuando una aprende de adulta a montar en bici pues se acongoja más de lo debido pensando que a la siguiente pedalada perderá el control y zas, al suelo.

Supongo que eso hace que al principio una tiemble de arriba a abajo y haga que la bicicleta vaya en zigzag. Lo peor es que si piensas que te la vas a pegar acabas pegándotela. Fijo.

¿Y cómo luchar contra ese mal?

Ni idea. Que sepan los que te gritan mientras sufres un estrés infinito al manillar para que nadie se ría de ti, que no hay manera de dejar la mente en blanco mientras una intenta coordinar las pedaladas con el equilibrio de la bicicleta, el tembleque de las piernas y además mirar al frente para saber por donde va.

Por mi parte he optado por ir calle-arriba-calle-abajo sola. A paso tortuga pero sin caerme, que es lo importante.

No comments:

Post a Comment