Tuesday, 23 September 2014

Durmiendo con la bicicleta


Iba a hacer un comentario jocoso sobre el asunto pero visto lo visto he decidido alabarle el gusto al dueño de esta preciosidad.

Resulta que el muy amigo de un buen amigo se ha comprado una bicicleta. En principio, por estos lares no es una novedad. La gente compra bicicletas un día sí y otro también pero esta bicicleta es especial. O eso me han dicho.

El dueño en cuestión hace triatlón (natación, ciclismo y carrera a pie) y se ha comprado una bici a la altura de las circunstancias. Es decir, una bici de esas que cuestan mucho dinero y si practicas lo suficiente son capaces de lanzarte al hiperespacio y más allá.

Pues bien, el amigo de mi amigo quiere tanto a su nueva bici y teme tanto por ella que directamente la aparca en su habitación. No en la entrada, ni en el salón, ni en un hueco de la despensa debajo de las latas de pepinillos, no. Literalmente duerme con ella.

Si es en la misma cama eso ya no lo sé pero tampoco me extrañaría.

Y aquí la tienen. Para dar envidia a los que entienden de esto porque yo creo que es muy bonita pero no sabría qué hacer con ella. En serio.

¡Ah! Se me olvidaba. Es una bicicleta Focus Izalco Chrono Max. ¿Qué modelo exactamente? Ahí me pillan porque mi alemán no llega para tanto y de triatlón no tengo ni la más pajolera idea. Una cosa pareció quedarme clara sin embargo: las bicis Focus son un ejemplo de ingeniería alemana. Dicen.


Bicicleta de Triatlón Focus Izalco Chrono Max

2 comments:

  1. Miedo me daría comprarme una bici cara. Yo creo que ni la sacaría a la calle xD.

    ReplyDelete
    Replies
    1. Al principio miras a todas partes y te entran los nervios en el momento que alguien mira con admiración tu nueva adquisición, pero se pasa con el tiempo.
      Por cierto que yo tengo a la cabritilla bajo llave. De ahí que todavía no haya comprado un candado.
      Un saludo

      Delete